Noticias

TRIBU HISTORICA

Prensa Caribes
Caribes de Anzoátegui es el nuevo campeón de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional, cuarto en su historia y segundo en sus últimos tres años. Logro conseguido gracias a un fuerte inatrapable de Niuman Romero por el sector derecho del José Pérez Colmenares de Maracay, lo suficientemente profundo para que Christian Pedroza anotara desde la inicial y concretar el triunfo de los aborigenes, en extrainning, por apretado score de 8-7.

"El Capi" fue el factor fundamental del histórico lauro indígena, el primero por barrida en su historia y, también, en la pelota venezolana desde la Gran Final de la campaña 1992/1993, al irse de 5-3 con trío de remolques. Oswaldo Arcia colaboró de igual manera con tres fletes.

Cardenales picó adelante en el propio primer episodio, allí Carlos Rivero trajo las tres primeras de los crepusculares con jonrón hacia el left. No obstante, en la baja de ese mismo inning Caribes se acercó en la pizarra gracias a doble de Arcia quien colocó el desafío 3-2.

Los aborigenes se fueron arriba en la pizarra en el tercer tramo producto de sendos imparables de Alí Castillo y Arcia impulsores de una. Lara empataría las acciones 4-4 en la quinta entrada con tubey de René Reyes.

En la baja del sexto La Tribu se iría arriba en la pizarar una vez más cortesía de sonoro petardo al centro de Luis Sardiñas. Pero la alegría le duró poco a la novena oriental pues en el séptimo los pajaros rojos aprovecharon los desvaríos del relevo indígena, que permitió que las bases se congestionaran, en esa situación empataron el desafío con boleto a Yonathan Mendoza, que provocó el avance al home de Ezequiel Carrera, acto seguido vendría la sexta larense con rodado al cuadro de Ildemaro Vargas.

Pero Caribes no se dio por vencido, en la alta del octavo Romero, con dos en base, suena fuerte doble a la izquierda para poner el choque 7-6 para así acercar a los indígenas a su cuarto campeonato en la pelota criolla. Sin embargo, Cardenales postergó la celebración anzoatiguense en el noveno, allí Gorkys Hernández, con sencillo a la izquierda, empató una vez más el encuentro (7-7), ése que se iba a decidir por entradas extras en esta Gran Final.

Luego de retirar fácilmente la alta del décimo, La Tribu entró al terreno de juego en la baja de ese mismo tramo con la misión de liquidar el choque, pero Vicente campos dominó sin problemas tanto a Sardiñas como a Andrew Monasterio y todo parecía indicar que el extrainning iba a continuar en el José Pérez Colmenares. No obstante, Jesús Sucre logró descifrar a Campos al sonar hit a la izquierda para así mantener vivas las aspiraciones vencedoras de los indígenas.

Fue entonces cuando "El Capi" apareció y continuó con su buen momento ofensivo en el momento más oportuno al sonar fuerte petardo a lo profundo del jardín derecho que movió al veloz Pedroza, quien entró como corredor emergente por Sucre, desde la primera almohadilla hasta el home plate para así anotar la histórica carrera que le dio el campeonato a La Tribu en su trigésima temporada en la pelota venezolana.

Jake Sánchez se anotó el triunfo, mientras que Vicente Campos cargó con el revés. Luis Sardiñas fue elegido Jugador Más Valioso de la Gran Final, es el segundo pelotero ficha de La Tribu que se hace con tan importante distinción.